La trova montañesa

LOCALIZACIÓN

Cantabria

DESCRIPCIÓN

La trova es una versificación popular campesina que se recitaba y cantaba, tradicionalmente, entre los pastores y vaqueros en las reuniones vecinales, en las cantinas y tabernas y en las ferias y festejos. La trova se versifica en cuartetas octosílabas con asonancia alterna abcb, y/o versos octosílabos encadenados, y se puede recitar o cantar. Una trova se redactaba de cualquier caso que ocurriera en el pueblo un poco sobresaliente, siempre y cuando fuera cosa de gracia. Se clasifican en Églogas, Tropiezos de Vaqueros, Pasás y Ferias, Testamentos de Animales, Aguinaldos atípicos, la Mocedad, el Trabajo de la Madera, la Caza, Acontecimientos en la Vida del Pueblo, Homenajes y Crímenes.

ROL DE LAS PERSONAS

Este tipo de versificación popular campesina estaba en manos tradicionalmente los pastores y vaqueros de la aldea, a menudo los propios padres o hermanos mayores en casa y los miembros de la sociedad de mozos del pueblo, que transmitían las formas de versificación de las trovas al tiempo que las propias trovas retenidas en la memoria. Se ejecutaban en público Para los espectáculos los sujetos se visten con signos que se entiende como «campesinos». Ejecutada por el troveru al que se suele exigir boina negra, camisa blanca, chaleco, pantalón de mahón con faja, pañuelo y las albarcas, así como llevar el palo pintu, el cayado o el cachiporru de pastor. Declarada Bien de Interés Local Etnográfico Inmaterial en marzo de 2019.