Miel de la Alcarria D.O.P.

La historia y modo de vida de los habitantes de esta comarca ha estado tradicionalmente ligada a esta actividad. Los suelos calizos y margosos y un clima continental de temperaturas extremas unido a unos bajos niveles de pluviometría limitan el crecimiento de otras especies, pero son favorables al desarrollo de una flora típicamente mediterránea con abundantes plantas aromáticas que atraen a las abejas (apis mellífera) y permite obtener miel.

LOCALIZACIÓN

Cuenca

DESCRIPCIÓN

La historia y modo de vida de los habitantes de esta comarca ha estado tradicionalmente ligada a esta actividad. Los suelos calizos y margosos y un clima continental de temperaturas extremas unido a unos bajos niveles de pluviometría limitan el crecimiento de otras especies, pero son favorables al desarrollo de una flora típicamente mediterránea con abundantes plantas aromáticas que atraen a las abejas (apis mellífera) y permite obtener miel. Una miel que según su procedencia floral se clasifica en miel monofloral de espliego, monofloral de romero o milflores, nombre que recibe la miel que proviene de diferentes flores. De consistencia fluida, viscosa e incluso a veces cristalizada -claro signo de su pureza-, la Miel de la Alcarria es pura y no es sometida a ningún proceso de pasteurización, por lo que resulta altamente aromática, muy suave al paladar y mantiene intactas sus propiedades terapéuticas. La obtención de la Miel de la Alcarria tiene lugar en la Comarca natural de La Alcarria, en 150 municipios pertenecientes a la provincia de Guadalajara y 70 municipios de la la provincia de Cuenca.

ROL DE LAS PERSONAS

Aparte de los usos tradicionales y caseros que siempre se dieron a la miel, ésta ha ido ganando terreno en la cocina más actual y con frecuencia se incorpora en la elaboración de salsas o aliños preparados para acompañar platos calientes, como por ejemplo los guisos de cordero o platos elaborados con pasta.

ROL DE LAS PERSONAS

Imagen cedida por el Consejo Regulador de la D.O. Miel de La Alcarria