Las Arribes del Duero

El aceite de oliva, alimento de la dieta mediterránea por excelencia, también tiene su hueco en tierras de Castilla y León, donde el cultivo se concentra fundamentalmente en el abulense Valle del Tiétar, el mayor productor de aceite de oliva de la Comunidad Autónoma, aunque también se elaboran aceites de excelente calidad al sur de Salamanca, en el entorno de Sotoserrano, y en la zona salmantina de los Arribes del Duero. Los olivares son una estampa habitual en estas zonas de Castilla y León y los aceites de olilva elaborados tienen gran calidad.

LOCALIZACIÓN

Salamanca y Zamora

DESCRIPCIÓN

La garganta geológica de Las Arribes del Duero es un impresionante espacio natural de abruptos desfiladeros y cañones. El río discurre de manera torrencial formando un serpenteante cauce que a veces alcanza los 500 metros de desnivel. Sus enfilados barrancos bajan hasta el Duero, a cuyo paso crea una frontera natural con Portugal. En esta tierra de bancales y terrazas escalonadas, la viña convive con cultivos como el naranjo y el olivo, propios de un clima mediterráneo. Las Arribes del Duero son cuna de una comarca vitivinícola emergente, que incluye una decena de bodegas enclavadas entre las provincias de Salamanca y Zamora. Las viñas se extienden por las laderas, coincidiendo con el cauce del río.